Ocho menores fallecidos en un bombardeo militar en Colombia

 “Ministro, usted le escondió a Colombia que ese día de septiembre bombardeó siete niños y murieron siete niños”, le dijo Barreras a Botero

La tormenta desatada por la muerte de al menos ocho menores de edad en un bombardeo militar, un dato ocultado durante meses por el Gobierno del presidente Iván Duque y desvelado durante un debate parlamentario, terminó este miércoles con la renuncia del ministro de Defensa de Colombia, Guillermo Botero.

Todo comenzó este martes con un tardío debate en el Senado en que Botero fue sometido a una moción de censura por su gestión al frente de la cartera de Defensa, la que tiene asignada un mayor presupuesto en el Gobierno.

Los hechos

Durante el debate de moción de censura contra el ministro de Defensa, Guillermo Botero, en el que le cuestionan su actuar en este despacho, el senador del Partido de La U, Roy Barreras, dio a conocer un informe en el que, según la denuncia, fallecieron siete menores de edad, en un bombardeo registrado por el Ejército, que iba dirigido contra disidentes de las Farc.

Barreras, durante su exposición, señaló que el ministro en septiembre pasado dijo que “”son 14 los delincuentes muertos en desarrollo de las operaciones militares en el Caquetá contra las disidencias del GAO Residual”.

Además, dijo: “Y nos mostraron las imágenes de los 14 disidentes en bolsas”.

Pero, contrario a esa información expuesta por el jefe de la cartera de Defensa, Barreras mostró en la tarde de este martes un informe de Medicina Legal, “no conocido por los colombianos”, publicado el 19 de septiembre pasado, en el que claramente dice que en esa operación fallecieron siete niños.

“Ministro, usted le escondió a Colombia que ese día de septiembre bombardeó siete niños y murieron siete niños”, le dijo Barreras a Botero y, además, cuestionó que no se sabe si hubo más menores de edad muertos, pues “los otros cuatro cuerpos llegaron tan despedazados, que las pruebas técnicas permitieron decir que tenían menos de 20 años”.

El ministro, durante su defensa, dijo que se emplearon “fuentes secundarias” en el informe que presentó el presidente ante la ONU y que decidió no informar sobre procesos judiciales contra militares, porque “la realidad judicial es cambiante”.

Respecto del caso de los niños asesinados, indicó que no conocía el documento que exhibió Barreras y precisó que esa fue una operación lícita “hecha con toda la rigurosidad del Derecho Internacional Humanitario, y con el acompañamiento de las fiscalías 114 y 135”, pero que será la misma Fiscalía la que determine cuál es la responsabilidad de quienes actuaron en este operativo.

La Fiscalía

La Fiscalía informó este miércoles que el pasado 29 de agosto recibió información sobre el bombardeo de las Fuerzas Militares en San Vicente del Caguán, cuyos resultados quedaron en manos de un fiscal de la Dirección Especializada contra el Crimen Organizado.

Posteriormente, el 2 de septiembre, el fiscal del caso recibió reportes sobre la recuperación de varios cadáveres que fueron trasladados a un equipo interdisciplinario de Medicina Legal.

No obstante, pese a que en un principio se creía que habían sido siete los niños fallecidos en el operativo, el ente acusador reveló que han sido identificados, hasta el momento, ocho menores de edad.

“Hasta ahora se han identificado 15 cuerpos (8 menores de edad y 7 adultos), y 2 más permanecen sin identificar”. Fiscalía General de la Nación.

Marcar el enlace permanente.