La solidaridad entre pacientes se comparten horas de diálisis por los apagones

En la Unidad de Nefrología Uninef los apagones han sido recurrentes durante la última semana los apagones. Por esa razón los pacientes con insuficiencia renal se han quedado sin cumplir su tratamiento, en ocasiones reciben la mitad del tratamiento que les regala un compañero

La solidaridad entre personas con la misma enfermedad ha hecho que un grupo de pacientes renales en Bolívar se las ingenien para hacer frente a los frecuentes cortes eléctricos que se registran en el centro de Puerto Ordaz, zona donde está ubicada la Unidad de Nefrología Uninef, el centro médico en el que se atienden tres veces por semana casi 300 enfermos renales del sur del país.

Desde el martes 22 de octubre hasta el lunes 28 del mismo mes,tres prolongadas fallas eléctricas encendieron las alarmas sobre la salud de estas personasTienen claro que no hacerse el tratamiento de hemodiálisis compromete su vida, y saben que el Estado no hará nada para ayudarlos, o tardará en hacerlo. Por eso los que reciben hemodiálisis en las horas donde sí hay luz, les regalan la mitad de su jornada, es decir dos horas.

“Cuando vine el miércoles de la semana pasada se nos fue la luz a las 06: 00 am y a las 11: 00 am todavía no llegaba. Entonces como la luz llegó a mediodía, los pacientes de la tarde llegaron a un acuerdo para darle a los de la mañana dos horas de tratamiento, o sea la mitad de lo que les toca a ellos”, dijo Crisálida Mota, quien va tres veces a la semana a la unidad para acompañar a su mamá de 67 años que recibe tratamiento de hemodiálisis.

Los pacientes y familiares exigen al Gobierno se instale una planta eléctrica en la Unidad de Nefrología Uninef, porque dicen es el único centro que cuenta con los equipos para atenderlos. Después de una semana de apagones en la zona donde está ubicada la unidad, las autoridades regionales nada han dicho sobre el origen de estas fallas.

Lenymar García